Naming navideño: cuando el nombre nos traslada a la Navidad

11241322044_b067d3ab85_b

¿Te imaginas tener un negocio que genere grandes beneficios pero que sea estacional? Es decir, una empresa que solo trabaje durante un periodo de tiempo concreto o que su periodo de ventas solo tenga sentido en una época del año. Me vienen a la cabeza algunos ejemplos: marcas de helados durante el verano, turrones en invierno o la lotería de Navidad. Y precisamente es durante las fiestas de invierno cuando coinciden estos negocios temporales que durante noviembre y diciembre hacen su agosto. Cada producto o servicio está asociado a un nombre y dicha marca verbal, en algunos casos, hace el propio producto. Analicemos algunos de estos casos de naming navideño, ahora que dejamos atrás la Navidad.

El Gordo
Para muchos, la campaña de Navidad comienza cuando se emite por televisión el spot que anuncia el Gordo de Navidad, la loteria de Navidad que cantan los niños de San Ildefonso el 22 de diciembre. Aunque desde el verano ya se pueden comprar décimos para el sorteo, las ventas se multiplican en los dos últimos meses del año. El premio para quién tenga el número es de 4 millones de euros, una cantidad enorme que le ha valido el sobrenombre de El Gordo. Pero el hecho de que sea una loteria con un premio tan abultado no es el motivo principal por el que se le bautizó como El Gordo de Navidad. El primer sorteo se celebró el 18 de diciembre de 1812, pero no fue hasta 1892 que se denominó Sorteo de Navidad según las autoridades del momento. Aunque el sobrenombre de Gordo tiene un origen más popular. Dicen que a finales del siglo XVIII se creó un personaje al que llamaban el Fanático por la Lotería o el Enano Afortunado y que, por su aspecto alegre y figura rellenita, lo denominaron el Gordo. El tiempo y la persistencia en la memoria del sobrenombre han hecho el resto.

El Niño
Este sorteo de lotería nacional es, después de El Gordo, el más popular. Su origen se remonta a finales del siglo XIX y la mujer que lo creó fue la duquesa de Santoña, María del Carmen Hernández y Espinosa de los Monteros. Esta aristócrata inició una rifa de niños con el objetivo de recaudar dinero para un hospital infantil en Madrid y lo bautizó como Rifa nacional del Niño. Además, debe añadirse un sentido más religioso a la nomenclatura ya que el sorteo se celebraba en fechas próximas al día de la Adoración del Niño por los Reyes de Oriente. De hecho, desde hace unos años este sorteo se celebra el día de Reyes. Cabe decir que hasta 1966 no se oficializó el nombre de el Niño, aunque la población española ya hacía tiempo que no lo llamaba de otra forma.

La Grossa
La lotería catalana también tiene su gran sorteo de Navidad. Desde 2013 se sortea el útimo día del año. Está claro que su nombre es análogo a su homónimo español. Pero el cambio de género tiene un sentido mucho más popular y está asociado a una figura icònica: una cabezuda de Alella, población con mucha tradición de cabezudos, que se creó en 1986 y que se inspira en Roser Arenas, una mujer del pueblo y jueza de paz. Sin duda, la apuesta de la Entitat Autònoma de Jocs i Apostes (EAJA) ha sido la de asociar la lotería de Navidad de Catalunya con una imagen propia de la tradición catalana. Pero, como estamos hablando de un premio que no tiene ni diez años de vida, todavía no sabemos si será un nombre con tanto recorrido como sus homólogos españoles. Lo que sí podemos suponer es que, a través de los años, la Grossa, como ahora se conoce, irá cambiando para adaptar su imagen a los tiempos.

 La Marató y el Banc dels Aliments
La solidaridad es un valor en alza cuando se acerca la Navidad y, sin duda alguna, TV3 hace años que ha encontrado un filón en ella: Montar un programa temático donde se habla de una enfermedad (o grupo de enferemedades) y pedir  dinero para destinarlo a la investigación científica y hospitales. Una idea maravillosa y altruista que sirve, además, para conseguir una gran idea en televisión.
El origen del nombre de La Marató proviene del concepto de telemaratón que el cómico Jerry Lewis popularizó desde 1966, cuando inició la primera maratón televisiva destinada a recaudar fondos para la investigación contra la distrofia muscular. En Francia, uno de los países europeos donde funciona mejor este acontecimiento televisivo, apuestan por el nombre Téléthon. TV3 desnuda el nombre de cualquier referencia a la tele, simplemente La Marató, un nombre descriptivo y a la vez evocativo, una larga carrera para llegar a una meta que los contribuyentes fijan.

Diferente, aunque con ciertas similitudes, es el caso del Banc del Aliments. Esta entidad sin ánimo de lucro trata de recaudar donativos económicos, pero sobre todo donativos alimentarios para distribuirlos entre entidades del tercer sector que donarán a personas necesitadas y con pocos recursos económicos. El Banc del Aliments tiene su punto álgido en el primer fin de semana de diciembre cuando se celebra El Gran Recapte (El Gran Recaudo,en castellano), una campaña en supermercados y otros puntos de venta, llevada a cabo por voluntarios que recogen quilos i quilos de alimentos. Año tras año, esta campaña gana en importancia y ha llegado a convertirse en una actividad que la sociedad catalana tiene muy en cuenta. Sin duda, los nombres de Banc dels Aliments y El Gran Recapte son puramente descriptivos, pero la fuerza la tiene el primero, mientras que el segundo solo cobra sentido si hace referencia al primero porque un banco es una entidad que se dedica a guardar dinero no a repartirlo. A pesar de ello, el concepto de Banc dels Aliments se entiende a la perfección ya que cada año se encargan de realizar campañas publicitarias para que se comprenda bien.

La Navidad también es época en la que resuenan con fuerza nombres como El Lobo, El Almendro, Sidra El Gaitero y muchos otros que designan productos de consumo navideño. En algunos de estos casos, analizar el nombre daría para algunos artículos más, ya que los caminos que llevan a escoger el nombre de una marca son a menudo inescrutables.

Artículo de Martí Figueras para Neimik – @MartiFiguerasM

photo credit: jacilluch Detalles de Navidad via photopin (license)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *